Fotografía del artículo no disponible
| 30 Oct 2013

Las poblaciones meridionales de aves europeas son más vulnerables al cambio climático

Fuente: SINC

Pito real (`Picus viridis´). / Andrei Stroe.

Pito real (`Picus viridis´). / Andrei Stroe.

En las regiones templadas del hemisferio norte se aprecia una deriva hacia el norte en el rango de distribución de las especies. Este desplazamiento podría deberse al efecto positivo que tiene el aumento de la temperatura en las poblaciones septentrionales, pero también a los efectos negativos que ese calentamiento tendría en las poblaciones meridionales.

La localización geográfica de las poblaciones también puede condicionar su dinámica. De hecho, la abundancia de una especie tiende a incrementarse desde los bordes hacia el centro de su rango de distribución, lo cual se atribuye a unas mejores condiciones ecológicas en el centro respecto a la periferia.

Dos investigadores, del Museo Nacional de Ciencias Naturales (MNCN) y de la Universidad París Sur, han estudiado las especies de aves nidificantes en Europa a lo largo de un gradiente latidudinal, que incluye doce países, analizando el modo en que la latitud y la marginalidad de la distribución afectan a la variación temporal en el tamaño de las poblaciones. Sus resultados han sido publicados en la revista PLOS ONE.

“La mayor vulnerabilidad que hemos encontrado en las poblaciones meridionales de aves europeas tiene importantes implicaciones desde el punto de vista de la conservación. Estas poblaciones deberían ser objetivos prioritarios, especialmente aquellas que estén muy diferenciadas genéticamente y que por tanto representen formas biológicas únicas”, señala José Javier Cuervo investigador del MNCN.

El estudio refleja la estrecha relación que existe entre la latitud y las tendencias poblacionales de las aves europeas. Mientras que las poblaciones septentrionales aumentaron su tamaño, en las meridionales no se apreció ese incremento.

Otro factor que afecta a la variación temporal del tamaño de las poblaciones es la marginalidad, ya que las poblaciones próximas a los límites del área de distribución de la especie fluctuaron más que las situadas en el centro. Aunque la marginalidad afecta negativamente tanto a las poblaciones meridionales como a las septentrionales, las más vulnerables son las poblaciones meridionales. Ello es así porque, al beneficiarse menos del calentamiento global, potencialmente son más susceptibles a la extinción.

Referencia bibliográfica:

Cuervo, J. J., Møller, A. P. 2013. Temporal Variation in Population Size of European Bird Species: Effects of Latitude and Marginality of Distribution. PLOS ONE, 8(10): e77654.doi:10.1371/journal.pone.0077654.g001.

Últimas noticias

Zorzales, codornices y pinzones son más propensos a tener garrapatas

Un nuevo estudio analiza la prevalencia de garrapatas en más de 600.000 aves capturadas a lo largo de 17 años.
Los resultados podrán ayudar a identificar en qué especies se deberían focalizar los esfuerzos de vigilancia de enfermedades zoonóticas.

Sigue leyendo

Una nueva investigación revela por primera vez que las cianobacterias marinas se comunican

La revista Science Advances publica hoy una investigación que da un giro a la forma de entender la cianobacterias, indispensables para el sustento de la vida. El estudio evidencia que estos organismos no operan de forma aislada, sino que interaccionan físicamente a través de unos nanotubos que actúan como puente de intercambio entre células.

Sigue leyendo