| 03 May 2021
El injerto de olivos para combatir la verticilosis no pasa la prueba en campo

Un equipo del Departamento de Agronomía de la Universidad de Córdoba evalúa el uso de patrones de olivo resistentes a la verticilosis con variedades susceptibles durante más de 4 años en un suelo con alta concentración de Verticilium dahliae y concluye que los resultados del laboratorio no son reproducibles en campo.

La verticilosis, causada por el hongo Verticillium dahliae, es el mayor problema para el olivar andaluz porque no existe un método de control químico efectivo para la enfermedad. Además, las variedades de olivo usadas tradicionalmente son muy susceptibles a la enfermedad y a pesar de haber variedades resistentes no existe ninguna que sea inmune. Esto, sumado a la capacidad del hongo para sobrevivir en el suelo durante muchos años, crea una situación preocupante para la comunidad agrícola.

Los investigadores de DAUCO Carlos Trapero y Pedro Valverde.

La opción actual para hacer frente a la situación pasa por el análisis del terreno en el que se va a establecer una nueva plantación y la elección de una variedad que no sea susceptible. Sin embargo, las variedades tradicionalmente usadas en Andalucía por sus mejores características agronómicas como picual, hojiblanca o manzanilla de Sevilla son muy susceptibles a la enfermedad, mientras que las variedades más resistentes no tienen las características agronómicas deseadas por el agricultor. Por ejemplo, frantoio, que es una de las más resistentes a la enfermedad, tarda mucho en entrar en producción, retrasando la obtención de beneficios.

En este sentido, la Unidad de Excelencia María de Maeztu – Departamento de Agronomía de la Universidad de Córdoba (DAUCO) lleva años buscando variedades resistentes a la verticilosis y estrategias de control de la enfermedad. Una de estas estrategias es combinar variedades resistentes con variedades susceptibles más productivas haciendo un injerto. Una metodología probada con éxito en laboratorio y evaluada por primera vez en campo a largo plazo.

Los investigadores de DAUCO Pedro Valverde, Carlos Trapero, Diego Barranco, Concepción Muñoz y Francisco J. López Escudero junto a investigadores del IFAPA han evaluado el uso de patrones resistentes en un terreno con alta concentración de Verticilium dahliae durante cuatro años y medio. Con este ensayo, pudieron comprobar que, al contrario de lo que se pensaba, los patrones resistentes no fueron capaces de evitar la infección del árbol y, al cabo del tiempo, la mortalidad de árboles fue igual para aquellas variedades susceptibles plantadas solas y para las que fueron plantadas sobre patrones resistentes.

Así el injerto de picual (susceptible) en frantoio (resistente), retrasó la aparición de los síntomas de la enfermedad, pero a los 4 años todas las combinaciones habían desarrollado los síntomas graves de la enfermedad y tuvieron una mortalidad muy similar. Aún así, no se encontraron rastros del patógeno en el patrón resistente que pareció restringir la colonización por parte del hongo, pero, una vez que éste pasa a la variedad injertada se desencadenan los síntomas a gran velocidad.

Con estos resultados, Pedro Valverde confirma que “en un suelo con alta concentración de Verticilium dahliae, se debería descartar el uso de esta estrategia de control. Quizás, probando en campos menos infectados se puedan obtener otros resultados”.

A pesar de ser el principal problema para el olivar andaluz, “la situación está estable debido al uso de variedades más resistentes en las nuevas plantaciones como es el caso de las plantaciones en seto en las que se usan variedades como arbosana o arbequina que son moderadamente resistentes” recuerda Carlos Trapero. Sin embargo, la búsqueda de nuevas variedades resistentes que, además, tengan características agronómicas interesantes para los agricultores sigue siendo el reto que afronta este grupo de investigación para salvar al olivar andaluz de la verticilosis.

La investigación y el establecimiento de ensayos en campo a largo plazo que satisfagan las necesidades del sector agrícola parecen ser el mejor camino hacia la sostenibilidad del olivar andaluz.

Referencia bibliográfica:

Valverde P, Trapero C, Arquero O, Serrano N, Barranco D, Díez CM, López-Escudero FJ.Highly infested soils undermine the use of resistant olive rootstocks as a control method of verticillium wilt. Plant Pathology 2021;70:144–153. https://doi.org/10.1111/ppa.13264

Últimas noticias

España | 14 May 2021
Descubren seis nuevas especies de aceiteras, las cantáridas más grandes de Europa

Un equipo científico ha analizado la diversidad morfológica y molecular de los meloidos gigantes del género 'Berberomeloe', lo que los ha llevado al hallazgo de seis nuevas especies. El descubrimiento se ha logrado gracias al uso de datos morfológicos y muestras de ADN obtenidas de 191 aceiteras de la península ibérica y Marruecos. Los nombres científicos otorgados a estas nuevas especies recuerdan el interés etnozoológico de las mismas y reflejan diversos aspectos de la cultura de las zonas donde habitan, como la figura rupestre neolítica del Indalo almeriense (B. indalo), la raza de cabras "payoya" y el queso que se obtiene de su leche en Cádiz y Málaga (B. payoyo), y la coloración de un negro profundo de los ejemplares de las cumbres de Sierra Nevada y Filabres (B. tenebrosus), entre otros.

Sigue leyendo

Sevilla | 12 May 2021
Arranca el proyecto SAFE de ciencia ciudadana para evaluar la mortalidad de fauna por atropellos en España

Este proyecto, en el que la Estación Biológica de Doñana realiza la parte científica, tiene como objetivo cuantificar el número de animales atropellados cada año, evaluar qué especies se ven más afectadas y conocer qué factores influyen en esta problemática. Las personas voluntarias elegirán un itinerario y lo recorrerán en bicicleta, a pie o en coche al menos una vez al mes durante un año, anotando todos los animales atropellados mediante aplicaciones para dispositivos móviles o bien de forma manual.

Sigue leyendo