Fotografía ilustrativa del artículo
| 10 Abr 2024

El Acuario de Sevilla prepara a 24 crías de tortuga para su supervivencia en el océano

Desde hace varios meses, el Acuario de Sevilla acoge a 29 pequeñas tortugas marinas de la especie Caretta caretta como parte de su programa de cría e introducción al mar, conocido como «Head-starting». Estas crías permanecerán bajo el cuidado del equipo del acuario hasta el próximo verano.

Las pequeñas tortugas, nacidas durante el verano pasado, proceden de diferentes nidos de Ibiza y Mallorca, donde recibieron atención en sus primeras semanas de vida por parte del Consorcio para la Recuperación de la Fauna de las Islas Baleares (COFIB), antes de ser trasladadas a las instalaciones del Acuario de Sevilla. Cedidas por la Conselleria de Agricultura, Pesca y Medio Ambiente del Govern de les Illes Balears, en el marco de un plan de colaboración entre diversos centros y organismos autonómicos, estas crías permanecerán en el acuario hasta alcanzar el desarrollo necesario para introducirlas en el mar con éxito.

La tortuga número 10, Kai, que significa mar en hawaiano.

Mientras tanto, los biólogos controlarán su crecimiento, alimentación y comportamiento. Tras pasar varios meses en los tanques de cuarentena, bajo la supervisión diaria del equipo técnico, estas tortugas ya pueden verse en el tanque de recuperación de tortugas del acuario, donde van a completar su
crecimiento hasta que vayan al mar. “La presencia de estos animales supone una oportunidad única de sensibilizar al público sobre el estado actual de amenaza al que se enfrenta esta especie en su día a día en el medio marino” comenta Rocío Alcázar, gerente del acuario.

Kai, la tortuga número 10

La tortuga número 10, conocida como KAI, será el centro de atención durante el aniversario del acuario. Este ejemplar, cuyo nombre fue seleccionado mediante una votación entre los seguidores en redes sociales, encarna el compromiso del acuario con la conservación marina. KAI, cuyo nombre significa «mar» en hawaiano, será destacada como parte de la celebración y enseñará a los visitantes cómo contribuir a la protección de esta especie en peligro, además de la importancia de la conservación marina.

Programa de crecimiento e introducción en el mar

Este programa de crecimiento e introducción al mar busca aumentar la supervivencia de esta especie, incrementando su tamaño y peso, durante un año (respecto a la fecha de su nacimiento), reduciendo así su exposición a depredadores y otras amenazas.

Los resultados obtenidos hasta la fecha generan un optimismo considerable, ya que los índices de supervivencia en el mar rondan el 90%, lo que constituye un éxito para la conservación de la especie. En condiciones naturales, se estima que solo una tortuga de cada mil sobrevive a su primera incursión en el océano.

Este programa de crecimiento e introducción al mar busca aumentar la supervivencia de esta especie.

Desde su inauguración hace una década, el Acuario de Sevilla ha dedicado una gran parte de sus esfuerzos a la atención y recuperación de más de 100 tortugas de la especie Caretta caretta. Este compromiso se enmarca en proyectos de conservación como el «Head-starting» o el «SOS Caretta».

«El Acuario de Sevilla es un centro comprometido con la conservación de las tortugas marinas. Trabajamos a diario por el bienestar de estos animales para revertir la situación en que se encuentran las poblaciones de tortugas marinas en el océano», explica Susana Montero, responsable del proyecto de conservación de estos animales.

Últimas noticias

El aumento de la temperatura incrementa la cantidad y número de desprendimientos rocosos en alta montaña

Investigadores del Museo Nacional de Ciencias Naturales (MNCN-CSIC) y la universidad de Ginebra, Suiza, han documentado como el calentamiento favorece el aumento de los desprendimientos de rocas en alta montaña.

Sigue leyendo

Un estudio analiza la distribución de los mosquitos transmisores de la malaria en España

Un estudio reciente coordinado por investigadores de la Estación Biológica de Doñana (CSIC), el Centro Nacional de Epidemiología del Instituto de Salud Carlos III (ISCIII) y el Área de Epidemiología y Salud Pública (CIBERESP) del Centro de Investigación Biomédica en Red (CIBER-ISCIII) ha analizado la distribución del principal mosquito transmisor de paludismo presente en España.

Sigue leyendo