Fotografía ilustrativa del artículo
| 10 Abr 2024

La salud de los humedales equivale a la salud humana: Estos ecosistemas desatendidos contribuyen a la seguridad alimentaria, hídrica y climática

La salud de nuestro planeta está estrechamente ligada a la nuestra. No obstante, hay un elemento que es esencial para la salud ambiental y humana que a menudo se pasa por alto: los humedales.

arroz , biodiversidad , cambio climatico , humedales , salud

Fuente: RAMSAR La convención sobre humedales

La salud de nuestro planeta está estrechamente ligada a la nuestra. No obstante, hay un elemento que es esencial para la salud ambiental y humana que a menudo se pasa por alto: los humedales.

Desde los deltas hasta las turberas y los manglares, los ecosistemas de humedales desempeñan un papel decisivo en la preservación de la vida. Aunque los beneficios que los humedales aportan a la salud humana siguen siendo subestimados, la comprensión del papel de los humedales, más allá de su función ecológica, es el primer paso para garantizar la convivencia pacífica de poblaciones prósperas de seres humanos, flora y fauna.

Una fuente de vida: Humedales y agua limpia

El acceso al agua potable es esencial para la salud humana. En muchas regiones donde es difícil tener acceso al agua limpia, los humedales ofrecen una solución natural, ya que son una fuente de agua dulce para el consumo humano.

Si bien solo abarcan el 6 % de la superficie del planeta, los humedales son los purificadores de agua más eficaces de la naturaleza. Filtran contaminantes y patógenos, descomponen sustancias nocivas y mejoran la calidad del agua en general. Esto es cada vez más importante para la reducción de las enfermedades transmitidas por el agua que ocasionan la muerte a más de 1,4 millones de niños al año.

Además del papel que desempeñan en la purificación del agua, los humedales regulan el flujo del agua y de esa manera reducen el riesgo de desastres naturales, como inundaciones y sequías. Al absorber el exceso de agua de lluvia para liberarla en las estaciones secas, los humedales garantizan la disponibilidad de agua durante todo el año, por lo que son un apoyo para la agricultura, la hidratación y el saneamiento, que son imprescindibles para una buena salud.

Biodiversidad y nutrición: Los humedales como fuente de alimento

Los humedales son puntos críticos de biodiversidad y albergan una gran variedad de especies de flora y fauna. Esta biodiversidad no solo es importante para el equilibrio ecológico sino también proporciona diversas fuentes de alimentos.

El arroz, alimento de mayor consumo en el mundo, se cultiva en humedales y nutre a más de 3 500 millones de personas, de las que muchas viven en países de ingresos bajos a moderados. El pescado, también un alimento básico y la principal fuente de proteínas para cientos de millones de personas en todo el mundo, desova y crece en humedales.

Es necesario encontrar un equilibrio que garantice la satisfacción de las necesidades de alimentos de los seres humanos sin que se perjudique el medio ambiente. La respuesta no siempre es intuitiva. Aunque muchas prácticas de cultivo intensivo del arroz pueden provocar la degradación de los humedales, estudios recientes han revelado que los humedales artificiales para el cultivo de arroz, en combinación con prácticas agrícolas sostenibles, son beneficiosos para el medio ambiente.

Un amortiguador contra el cambio climático

Los beneficios para la salud que aportan los humedales incluyen su papel en la mitigación del cambio climático. Dado que almacenan carbono en la vegetación y el suelo, los humedales son sumideros de carbono, con lo que ayudan a reducir la cantidad de CO2 en la atmósfera. Esto no solo contribuye a combatir el calentamiento del planeta sino también previene la agudización de trastornos relacionados con el clima, desde olas de calor hasta la propagación de enfermedades.

El papel que desempeñan los humedales en la salud de las personas 

Desecados para la agricultura, contaminados por desechos industriales o invadidos por el crecimiento urbano, la velocidad de desaparición de los humedales es tres veces mayor que la de los bosques. Esto no solo pone en peligro la biodiversidad sino también disminuye nuestra protección natural contra la contaminación del agua, el cambio climático y las catástrofes naturales, factores que repercuten directamente en la salud de las personas.

 

Últimas publicaciones

| 25 Mar 2024
¿Qué ocurre después de un incendio?

La resiliencia del bosque frente al fuego es limitada y algunos daños son irreparables, especialmente si se incrementa la frecuencia de estas perturbaciones.

Sigue leyendo


Ver más